BLOGGER TEMPLATES AND TWITTER BACKGROUNDS

correo

Si queréis contactar conmigo o contarme vuestras ideas, mandadme un correo a :
laslagrimasperdidas@gmail.com

5 oct. 2010

Alocada II


-Estás preciosa- me dijo mi mejor amiga colocándome un mechón detrás de la oreja.- Esta noche vas a arrasar. Brillas con luz propia.

Noté cómo me puse colorada y escondí mi cara tras mi melena.

-No, así no. Si te escondes nadie se fijará en ti. Sonríe y hoy caerá a tus pies.

Le mostré la sonrisa más grande que pude y ella asintió satisfecha.

-Lo mismo digo. Y tú si que brillas- le dije tirando suavemente de su vestido lleno de lentejuelas.

Entramos cogidas del brazo al local donde se celebraba la fiesta de Navidad.

Busqué con la mirada su cara, su cuerpo, hasta que le vi. Estaba apoyado contra la pared, con un vaso en la mano y la otra metida en el bolsillo de sus vaqueros. Nunca le había visto con camisa, pero se la tendría que empezar a poner más a menudo, ya que le quedaba perfecta. A su lado, el chico por el que mi amiga había perdido la cabeza.

-Están ahí- me susurró- ¿Cogemos algo de beber y vamos con ellos?

Asentí con la cabeza y nos dirigimos a buscar dos coca-colas.

-¡Uy, lo siento!-dijo un diablo venido desde el mismísimo infierno embutido en un vestido rojo y con una falsa cara de preocupación,- ¿No me digas que te he manchado?

Era obvio que sí. El empujón que había pegado a mi amiga había hecho que le se cayera su refresco sobre su precioso vestido.

La miré. Sus ojos amenazaban con lágrimas.

-Mira cómo me ha puesto.- se observó de arriba abajo.- No se va a poder disimular. Mi vestido… Esta noche ha pasado de la que iba a ser la mejor de mi vida a la peor.

No podía verla así. Había gastado gran parte de sus ahorros en conseguir aquel vestido que tan bien le quedaba, solamente para que se fijara en ella. La agarré de la muñeca antes de que empezara a caminar hacia la puerta.

-Tú no te mueves de aquí. Ahora mismo tú y yo vamos a ir a saludarlos y vamos a pasar toda la noche con ellos.

-No puedo ir así. Voy hecha un asco… Va a pasar totalmente de mí.

- Eso lo arreglo yo enseguida.- observé con pena mi vestido y deseé que lo que iba a hacer valiera la pena. Cogí mi coca-cola y la derramé lentamente por todo mi vestido blanco. Vi como la boca y los ojos de mi amiga se abrían desmesuradamente. Terminé echándome un poco por el pelo. Mis tirabuzones quedaron pegajosos y aplastados

-¿Qué has…?

-Ahora soy yo la que va echa un asco. Tu mancha comparada con como voy yo es insignificante. Y te aseguro que esta va a ser la mejor noche de tu vida.-la cogí del brazo y esbocé una gran sonrisa.

Apoyado contra la pared, con un vaso en la mano y la otra metida en el bolsillo de sus vaqueros, él observó toda la escena con una sonrisa en los labios.


No os imagináis las ganas que tenía de escribir, ¡mis dedos iban solos! Y me alegro de poder publicar algo más o menos decente. Puede que no relacionéis aún el relato con la primera parte, pero habrá más "Alocadas" para que lo lleguéis a comprender.

Besos empapados de lágrimas perdidas!!

7 alivios para mis lágrimas:

Murush..! dijo...

sabes ya se te extrañaba :D
me gusto basntante porque habla muchisimo sobre la amistad, me encanto :)
cuidate muchisimo
y ojala puedas publicar pronto :D
mil besotes

fergie dijo...

que cosa!? como que ya no habra mas alocadas?! una segunda parte, chiquitita!! me encanto!! todo iva bien, me habia gustado mucho pero el final quedo de maravilla!! no me esperaba eso de que la estaba viendo con una sonrisa, le dio el toque exacto para sacarme a mi una!
precioso!!
besos

memory dijo...

^^

Armist dijo...

P R E C I O S O, quiero saber más :D

Irene dijo...

Perfecto!
Me gustó mucho! y mil gracias por los premios :)
sigue la historia! tienes magia cuando escribes x) ;)besazos!!

accidentalmente enamorada dijo...

texto fantastico como siempre y muchisiimas gracias por el premio!!!aii que ilusion :)
un bessazo enorme(pero enormee )

Ara dijo...

Awwr
simplemente encantador!!
Me encantò porque es en serio lo qe uno es capaz d hacer por una amiga no??
Me gustó demasiado!